PyconES

Por Miguel Sánchez de León
Developer en OpenSistemas

Aunque no hubo colas de gente durmiendo en la calle la noche anterior, las entradas volaron tras conocer a los artistas. No, no se trataba de un concierto de los Rolling, sino de la PyCon ES 2015.

Fue en el año 2012 cuando, casualidades de la vida, conocí a Juan Luis, actual presidente de Python España. Por aquel entonces él era uno de los pocos que estaban al pie del cañón luchando por la asociación de Python España y yo aún no conocía Python. Desde entonces, el panorama nacional ha cambiado mucho y mis circunstancias también. La PyCon ES se encuentra ya en su tercera edición y OpenSistemas no podía faltar a la cita. Ha sido una oportunidad única para compartir y aprender con otros miembros de esta comunidad y para conocer las herramientas más utilizadas y las tendencias del sector.

Las charlas y los talleres estaban divididos en tres temáticas: básico, avanzado y científico. Lo único malo fue tener que elegir entre ellas, ya que había siempre un taller o charla de cada temática simultáneamente. Afortunadamente las charlas fueron grabadas, así que estarán disponibles en internet para que cualquiera pueda ver las que le interesen.

Obviamente, un fin de semana da para mucho más de lo que podríamos meter en un breve resumen, así que me limitaré a mencionar aquello que me llamó más la atención cada día:

– Viernes: El taller de Simplifica tu vida con sistemas complejos y algoritmos genéticos. Carlos Dorado y Siro Moreno hicieron una introducción a este tema con Jupyter, amenizada con vídeos que mostraban representaciones gráficas de algoritmos evolutivos. Fue un taller muy entretenido.
– Sábado: Bokeh, mencionado en las charlas de Navigating the Data Science Python Ecosystem, por Christine Doig, e Introducción a visualizaciones interactivas con Bokeh, por Alejandro Vidal. Se trata de un paquete de Python para la representación de gráficos interactivos en navegadores web.
– Domingo: La charla Tratando datos más allá de los límites de la memoria, de Francesc Alted, quien dio también un taller el viernes por la tarde. Debido a la evolución de los procesadores y las memorias, hoy en día empieza a ser razonable comprimir los datos en la memoria no solo para ahorrar espacio, sino también para acelerar el procesamiento de los mismos dado que el tiempo de acceso a memoria puede ser más lento que el tiempo de compresión y descompresión.

Además de la parte técnica, el ambiente que se respiraba no podía ser mejor, tanto dentro como fuera de las charlas (en los encuentros de rigor también conocidos como PyBirras).

Fue, en definitiva, un fin de semana muy completo, didáctico, provechoso, divertido y motivante.

Esperamos poder repetir el año que viene en la PyCon ES 2016 o en la EuroPython 2016, aprovechando que se celebrará en Bilbao. Quién sabe… ¡puede que incluso nos atrevamos a coger el micrófono en alguna charla!